Liderar equipos

 

Dificultades para Liderar Equipos en Fisioterapia

 

En fisioterapia, al igual que en otras profesiones sanitarias, es  evidente que no nos han formado para liderar equipos y mucho menos hacer gestión con los mismos. 

 

Somos especialistas en nuestro campo, el fisioterapeuta sabe de fisioterapia y sus procedimientos, el enfermero, de enfermería, el podólogo de Podología y el médico de medicina, esto es obvio. Sin embargo, son muchas las ocasiones en las que nos vemos en la posición de tener que liderar equipos y además hacerlo de la forma más eficaz posible.

 

Situaciones en las que vamos a liderar equipos en el mundo de la salud.

 

Son tres fundamentalmente, los momentos o instituciones en las que nos vemos con la situación de tener que liderar esos equipos de trabajo. 

 

El Liderazgo que ya de por sí es una gran responsabilidad,  se le suma la responsabilidad de la profesión con la salud de los pacientes.

 

Tres situaciones para liderar podríamos describir, de menor a mayor responsabilidad desde mi punto de vista.

 

1. Tenemos o trabajamos en una consulta.  

 

En esta situación podemos ser los dueños de la consulta y tener empleados, compañeros a nuestro cargo o trabajamos para alguna consulta en la que los dueños de la misma, nos nombran coordinadores del área de fisioterapia. 

 

En este caso el liderar equipos puede ser algo más sencillo pues no tendremos muchas personas a nuestro cargo y la repercusión o impacto sobre los pacientes es menor que si por ejemplo lideramos un equipo en el hospital.

 

En este caso, habrá que crear un estilo de liderazgo apropiado para que al gestión resulte de lo más efectiva posible y al mismo tiempo de alto rendimiento.

 

El problema aparece cuando no tenemos ni idea de por dónde empezar ya que nuestra formación en liderazgo es escasa o nula. Son momento en los que quizá puede aparecer cierta ansiedad, dormimos mal y sobre todo nos aparece el miedo a hacerlo mal. 

 

Ponemos todo nuestro empeño en que todo fluya y sin embargo las cosas no marchan como pensábamos por una sencilla razón, no tenemos experiencia para liderar equipos de  trabajo y dirigirlos hacia el éxito. 

 

Los días van pasando y vamos aprendiendo a base de errores  y más errores. Algunos con mucha importancia y otros con menos importancia. Sabemos que la única forma de aprender es equivocarnos y sacar nuestras conclusiones. Sólo que los errores afectan al paciente y quizás a nuestros compañeros y quizás a  largo plazo, a nuestro puesto de trabajo por tanto no tenemos muchas oportunidades para errar y aprender.

 

Y claro no queremos decirle que no a nuestro jefe para no fallarle o en caso de ser  nosotros los dueños no queremos que nuestros empleados piensen que no tenemos ni idea de por dónde tirar. 

 

Sin embargo, no hace falta que intentemos ocultarlo ya que el paso de los días irá mostrando nuestra dificultad para liderar equipos. Pero no te preocupes, el liderazgo se puede aprender. Sigue leyendo que más abajo dejo unas pautas de por dónde empezar. 

 

2. Liderar equipos de un hospital. 

 

Aquí ya empieza a complicarse la cosa, pues el número de personas a nuestro cargo se va elevando y el impacto que nuestra labor tiene en pacientes y en la sociedad es mucho mayor que en el caso anterior. 

 

Un día cualquiera tu jefe de servicio te llama para decirte que ha pensado que seas el coordinador del servicio de Fisioterapia del hospital y así de repente te conviertes en el líder de un equipo de, pongamos 30 personas y así a bote pronto en un sólo día, el impacto de nuestra labor, correcta o desafortunada, si contamos que cada fisioterapeuta trate a 10 personas/día, siendo optimistas, supone un alcance de 300 personas por día y 1500 a la semana, ahí es na. Rápidamente descubrimos que liderar equipos es una enorme responsabilidad.

 

Al principio te tomas la noticia como algo positivo porque te han ascendido, en cuanto se te pasa la euforia inicial, eres consciente de lo que te viene encima. Sin formación y sin capacidad para liderar equipos sanitarios, porque nunca nos han formado para ello. 

 

Este relato que puede parecer algo trágico, es tan real como la vida misma,  está sacado de un conocido que trabaja en un hospital de nuestra tierra andaluza.

 

3. Liderar un equipo que es la junta de gobierno de un colegio profesional. 

 

Esta tercera opción ya es la más difícil, la responsabilidad y el impacto de nuestros actos y el alcance de nuestras decisiones, llega a miles de personas, no sólo a miles de profesionales sino también a los pacientes que están tratándose con estos fisioterapeutas.

 

Aquí no sólo hay que liderar equipos de trabajo, sino que todos los miembros del equipo, deben ser líderes dentro de su área de trabajo, por ello, el presidente debe ser líder de líderes y claro la dificultad aumenta considerablemente. 

 

Sin embargo a pesar de la dificultad que entraña este proceso, son muy pocos los presidentes de colegios profesionales en general, que están formados en liderazgo, y la pregunta es ¿cómo se puede liderar a toda una profesión y a todo un equipo de líderes sin tener la formación oportuna sobre liderazgo?

 

Es un gran problema que afecta hoy en día a todas las profesiones sanitarias y creo que se extiende a muchas otras profesiones.  Es un mal endémico de la profesiones sanitarias en el estado español, en Europa no ocurre y son muchas las instituciones públicas que tienen creadas escuelas de liderazgo dentro de la institución pública sanitaria. La  Universidad de Harvard también ha sido consciente de la importancia del liderazgo en la salud

 

 

Cómo empezar a liderar equipos en fisioterapia y en salud en general

 

En un posterior artículo habrá contenido mucho más detallado para liderar con éxito equipo en fisioterapia y en el mundo sanitario. Ahora daré unas breves pinceladas para no alargar el artículo.

 

1. El líder debe tener visión de hacia dónde quiere ir con su equipo, la primera pregunta sería  ¿que quiero conseguir con mi equipo?

 

2. Crear un equipo afín a la visión, si el equipo ya está conformado y no queda otra que quedarse con el equipo que hay, pasamos al punto tres directamente. 

 

3. Fortalezas y debilidades de cada miembro del equipo.  

Cómo es cada persona del equipo para asignarle funciones acorde a su fortalezas no a sus debilidades, por las sencilla razón de que la debilidad de un miembro del equipo , puede ser la fortaleza de otro y tiene más sentido asignar funciones por fortalezas y no por debilidades. Un buen líder formado par liderar equipos sabe perfectamente cómo encontrarlas fortalezas y debilidades de su equipo. 

 

4. Objetivos a conseguir. Entre todo el equipo decide el camino a seguir y es líder el que está capacitado para hacer crecer a su equipo y facilitar su desarrollo y éxito dentro de los proyectos.

 

5. Mejorar todas las habilidades de su equipo como: comunicación, empatía, responsabilidad, asertividad, gestión de miedos y emociones,… en definitiva potenciar todas las habilidades de su equipo. Un buen líder conoce cómo hacer a su equipo cada día más potente, sabe motivarlo, darle reconocimiento y hacerlo crecer en sus habilidades y talento.

 

6. Establecer en su gestión herramientas y objetivos medibles y alcanzables. Un buen líder sabe medir tanto objetivos como resultados de su equipo. No para echarles al culpa o instigarlos, sino para hacer al equipo cada día mas fuerte. 

 

Los resultados medidos nos permiten crecer y mejorar cada día, un equipo con un buen líder, aprende de los errores para ser cada día más excelente, entiende el fracaso como oportunidades de mejorar. Aquello que no se mide no se puede conocer o mejorar.

 

Hacia dónde camina el liderazgo de equipos en Fisioterapia y en el  mundo de la salud en general.

 

Hay tímidas pinceladas de empezar a mejorar nuestra profesión y las sanitarias en general, en esta línea, actualmente tanto el colegio de médicos de Málaga, como el de Fisioterapeutas de Andalucía, han creado una escuela de liderazgo en el seno de la institución. 

music-liderar-equipos

 

Es hora de despertar y liderar nuestra profesión, sobran batallas internas y faltan líderes que sepan llevar a sus equipos a construir una profesión UNIDA, FUERTE Y CON INFLUENCIA EN LA SOCIEDAD.

 

Si no lo hacemos nosotros quien lo hará. Tu y yo y cualquier compañero o compañera puede ser ese o esa líder que tanto necesitamos en nuestra profesión, párate a pensarlo,  si no tocamos nuestra música en nuestra profesión ¿quién lo hará por nosotros?

 

Que tengas un feliz día hacia el Liderazgo en fisioterapia.

Un abrazo Juan 

close

Subscríbete y no te pierdas nada de las novedades.

El estar subscrito te permite acceder a contenido premium y ser el primero en enterarte de las formaciones gratuitas que realizaremos

Te aportamos valor para crecer personal y profesionalmente

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar